Traductor

martes, 11 de septiembre de 2012

REFLEXIONES DOMINICALES.DOMINGO XXIV DE ORDINARIO. CICLO B.

DOMINGO XXIV DE ORDINARIO
Por cerezo Barredo. Ciclo B.
http://servicioskoinonia.org/cerezo/

PROYECTO DE HOMILÍA. 
Hemos llegado al corazón del evangelio de Marcos.Según los especialistas, este evangelio está estructurado en dos partes bien definidas: la 1ª está centrada en el Mar de Galilea; la 2ª toma la forma de un Camino.
El primer párrafo que hemos leído hoy hace las funciones debisagraentre las dos partes: es a la vez el final de la 1ª y el inicio de la 2ª.
Con su pregunta, Jesús provoca que los discípulos den respuesta a la pregunta que ellos mismos se habían hecho al comienzo: "¿Quiénes éste, que hasta el viento y el mar le obedecen?"(Marcos 4,41).Ahora los discípulos, por boca de Pedro, responden con convicción: "Tú eres el Mesías".
Sorprende la reacción de Jesús.Parece que debería manifestar su alegría por el hecho de que, finalmente, los discípulos sepan quién es.En lugar de esto, Jesús "lesprohibió enérgicamente que se lo dijeran a nadie".
Jesús no contradice la respuesta de Pedro, pero deja claro que es una respuesta peligrosa, por lo cual no se puede decir.
La respuesta no es del todo buena por dos motivos:
  1. Porque la idea que los discípulos tienen del "Mesías" es del todo inaceptable para Jesús.
  2. Porque la figura del Mesías hace referencia, sobretodo, a la liberación del Pueblo de Israel, en cambio Jesús es el Hombre, y su misión se refiere a toda la Humanidad, y no se queda en una simple liberación.
La auténtica respuesta a la pregunta de Jesús no se manifestará hasta el "final del Camino", y no la formulará Pedro ni ninguno de los discípulos sino el Centurión romano que ha dirigido la Crucifixión: "El centurión, que estaba frente a él, cuando vio cómo había expirado, dijo: Verdaderamente este hombre era Hijo de Dios" (Marcos 15,39). Jesús no niega que sea el Mesías, pero es sobretodo "el Crucificado, Hijo de Dios".
Más aún: el Camino de Jesús no termina en la Cruz, ni en el sepulcro. Las mujeres, cuando vayan para ungir el cadáver de Jesús, encontrarán el sepulcro vacío. "No está aquí. Ha resucitado", les dirá el joven con túnica blanca (Marcos 16,6) (Sobre el significado de este "joven" puede leer los apuntes correspondientes al Domingo de Ramos >Relatos de la Pasión).
Así pues, a la pregunta de Jesús "¿Y vosotros, quién decís que soy?", La respuesta correcta es: "Tú eres el Crucificado-resucitado, Hijo de Dios".
… Se fue a las aldeas de Cesárea de Filipo, y por el camino…
"Jesús, con sus discípulos, se fue a las aldeas de Cesárea de Filipo, y por el camino preguntó a sus discípulos"
Jesús ha iniciado su CAMINO. Pero aquí hay un detalle extraño y sorprendente porque siempre se ha entendido que el CAMINO DE JESÚS va hacia JERUSALÉN, y en cambio aquí se dice que va hacia CESAREA DE FILIPO, que se encuentra en el extremo opuesto.
Cabe recordar que, en el evangelio de Marcos (y también en los otros), los itinerarios no tienen tanto un significado geográfico como religioso. Los "lugares" son utilizados, sobretodo, como lenguaje religioso.
Cesárea de Filipo era la ciudad más pagana de Galilea, y la más "alejada" de Jerusalén. Capital de aquella región, había sido edificada en honor de César de Roma por Filipo, un hijo de Herodes.
Jesús hace su pregunta a los discípulos por el camino de Cesárea. No se dice que llegaran. Con este simple detalle Marcos nos dice algo extraordinariamente significativo: el "camino de Jesús" no termina en Jerusalén. De hecho, en Jerusalén, a pesar de la entrada triunfal que le prepararon los discípulos (Marcos 11,1 ss), no le recibieron, y le sacaron fuera (Marcos 15,20). No sólo le echaron fuera de la ciudad sino que también pretendieron echarle fuera del "mundo de los vivos", matándole.
Pero Jerusalén y la Muerte no son el final del CAMINO. Jesús sólo ha "pasado" ("Pascua") por Jerusalén y por la Muerte, pero su CAMINO continúa hacia "Cesárea de Filipo", hacia el mundo (pagano). Así se lo recordará a las mujeres el joven del sepulcro: "No os asustéis. Vosotros buscáis a Jesús de Nazaret, el crucificado, ha resucitado, no está aquí. Miráis en el lugar donde le pusieron. Pero ahora id a decir a sus discípulos y a Pedro: Él va delante de vosotros hacia Galilea; allí le veréis, tal como os dijo" (Marcos 16,6).
Esta era la MISIÓN de Israel como PUEBLO ELEGIDO: hacer llegar a los oprimidos de todo el mundo el AMOR LIBERADOR de Dios (Éxodo 3,16). Jesús, cien por cien judío, cumple esta misión, a pesar de la oposición de los Responsables del Pueblo. Pedro tiene razón cuando dice que Jesús es el Mesías. Como Mesías de Israel, él cumple la misión universal de su Pueblo. Y los Representantes del Pueblo, sin darse cuenta, colaboraron precisamente "echándole fuera".
¡Vete de aquí, Satanás! …
La respuesta de los discípulos era correcta pero ellos no la entienden correctamente.Jesús les explica cuál será suitinerario: Jerusalén, juicio, condena, muerte … y RESURRECCIÓN.Los discípulos quedan perplejos y piensan que Jesús se equivoca.Para ellos, el "caminodel Mesías"se realizará en Jerusalén para poner orden y ser investido"REY DE ISRAEL"!¿Qué significado tiene eso deser rechazado y muerto?A través de Pedro, intentan hacerle tomar conciencia de lo que conlleva "serel Mesías".
Pero la respuesta de Jesús es enérgica y tajante:"Reprendió a Pedro ante los discípulos, diciendo:«Vete de aquí, Satanás!»".
"Satanás" significa "enemigo".Más concretamente significa elfiscalacusadoren un tribunal.
El evangelio de Marcos enfrenta tres veces a Jesús con "Satanás":
  • al inicio de su vida pública: las Tentaciones (Marcos 1, 13);
  • al inicio de su "camino" (en esta ocasión),
  • y al final de su vida, ante el tribunal del Sanedrín, donde Jesús es el acusado. "¿Qué dices, de las acusaciones que estos te hacen?" (Marcos 14,60).
Son las tentaciones que Jesús deberá vencer. La última es especialmente larga y maliciosa: "¡El Mesías, el rey de Israel! ¡Que baje ahora de la cruz para que lo veamos y creamos!" (Marcos 15, 32).
Las tentaciones que sufre Jesús son las de cada hombre, y es siempre la misma: elegir entre "Poder" y "Vida". "No piensas como Dios, sino como los hombres", le dice Jesús a Pedro.
  • Para los humanos, la "vida" es "Poder".
  • Para Dios, la Vida es Amor, y el Poder es anti-vida, es homicida. "Hermanos, nosotros sabemos que hemos pasado de la muerte a la vida, porque amamos a los hermanos. Quien no ama, sigue muerto. Todo el que aborrece a su hermano es un asesino" (1ª de Juan 3,14s).
MENSAJE. 
Es normal que los humanos pensamos "como los hombres", a no ser que hayamos sidoinvitadosa serSIMILARES A DIOS!(Génesis, 1,26).
Este es elmensajeradical de los evangelios, concretando elmensajede toda la Biblia: estamos invitados a participaren la forma de ser de Dios.
Jesús no es el Mesías porque pueda vencer a los enemigos con elpoder de Dios,sino porque lleva a la Humanidad a participar de la Vida de Dios: únicavidarealmente "VIDA" ("Vida eterna" en el lenguaje de Juan).Cualquier otra "liberación" se quedaría corta si no nos lleva hasta la VIDA."Señor, nos has hecho para Ti, y nuestro corazón no encuentra reposo hasta que te encuentra a Ti"(Inicio de las "CONFESIONES", de San Agustín).
RESPUESTA. 
El propio Jesús nos dice cuál es la respuesta: "Si alguien quiere venir conmigo, que se niegue a sí mismo, tome su cruz y me siga". A primera vista, no parece una respuesta demasiado estimulante.Esto de tomar la cruz … Pero la cruz no es el final del camino.Además: después de la resurrección de Jesús, la cruz no significa un instrumento de tortura sino un estilo de vida:vivir la vida dándola.Y "dar la vida" es la única forma deVIVIR."Quien quiera salvar(mantener para él solo)su vida la perderá, pero el que la pierda(la dé, la entregue)por mí y por el Evangelio, la salvará".
En nuestro mundo, laVIDA DE DIOSno sevisualizaen la acción de los Poderosos, cualquiera que sea su tipo de Poder, sino en los "crucificados" por haber superado latentación del Poder.Larespuestaque se nos sugiere es doble:
  • no "venerar" a los Poderosos por razón de su Poder, y
  • renunciar a de toda forma de dominio sobre los demás.
PREGUNTAS para el diálogo. 
  1. En el amor verdadero existe una extraña mezcla de Vida y de "muerte"; de "vida obtenida" y de "vida entregada".Comentad cómo experimentáis esto en relación con las personas que más amáis.
  2. ¿Normalmente, tenemos más tendencia a imaginar a Dios como "poderoso" o como "amoroso"?Dicho de otro modo: ¿Por qué la Iglesia hasacralizadotanto elPoder y, en cambio, havulgarizadotanto elAmor?
  3. ¿El paternalismo, se asemeja más al Amor, o al Poder?  
Por el Padre Pere Torras
Rector de la Parroquia de Sant Joan de Vilartagues
Sant Feliu de Guíxols (Girona)