Traductor

miércoles, 19 de diciembre de 2012

TERTULIA EN ESPIRAL - Capítulo 5 - Domingo IV de Adviento - Ciclo C


(Ver Capítulo 0 presentación de los tertulianos)



TERTULIA - Adviento IV - Año C


Bet
¡Como mínimo, este relato no es machista! Aquí todo queda entre mujeres. Me gusta.
Víctor
¡Ya salió la feminista! También habla del niño, que era un varón
Bet
Sí, pero dice que María es bendita entre las mujeres. Por una vez, el punto de referencia somos nosotras, ¡las mujeres!
Víctor
De acuerdo, de acuerdo. Tratándose de niños, vosotras sois las protagonistas …
Bet
¡Qué morro! ¿"Tratándose de niños"? ¡¿Qué significa eso?! ¿Que vosotros, los “machos”, sois los verdaderamente "importantes"? Pues, mira: si un “macho” llega a ser importante, es gracias a las mujeres que lo cuidaron de pequeño (y de mayor!).
Magda
Yo también soy feminista; aunque no tanto como tú, Bet. Y cuando veo la forma de comportarse de muchos "machos importantes", también pienso que no les habremos educado demasiado bien … ¡Hay cada ejemplar!
Juli
Pues, yo creo que aquí María, la del relato, se pasa mucho. "María entró en casa de Zacarías y saludó a Isabel". ¡Que mal educada! ¿No os parece? De acuerdo que quizás era cosa de mujeres, pero, al menos, saludar también a Zacarías, ¡¿no?! ¡Estaban en su casa!
Magda
De acuerdo. Pero a mí me parece que aquí no se quiere describir ninguna escena familiar. El relato no quiere poner de relieve el protagonismo de las mujeres en las cosas de los niños sino que, una vez más, quiere poner de relieve la respuesta de las mujeres como ejemplo de respuesta de fe. Ya desde el principio, el evangelio de Lucas señala la no-fe de los hombres (de Zacarías, en concreto) y la fe de las mujeres (de María, en particular). “Bienaventurada tú que has creído”. El relato quiere subrayar que es sobre todo la fe de las mujeres lo que ayuda a generar un Hombre Nuevo. "Lo que el Señor te ha dicho se cumplirá".
Juli
Perdona, Magda: todo esto me parece demasiado enrevesado. Claro que mi visión es como hombre, y desde fuera. Pero, eso que tú llamas la no-fe de los hombres, a mí me parece muy bien. ¡Los hombres somos más realistas! Yo estoy contento de no tener fe. La religión es una enfermedad, una superstición en la que caen sobretodo las mujeres …
Magda
En lo que tú dices hay un gravísimo error de lenguaje. Tú, a la mala religión de las mujeres la llamas superstición, mientras que a la mala religión de los hombres la llamas realismo. Pues yo, a vuestro realismo le llamo idolatría. Y la idolatría, sobretodo cuando va acompañada de Poder, es la más execrable y perversa de las religiones.
Juli
¿Idolatría? ¿Qué idolatría? ¿Qué entiendes por idolatría?
Magda
No es difícil de explicarlo porque, actualmente, en nuestra sociedad, sobre todo los hombres, hacéis una exhibición constante y terrible. Te lo diré con palabras de hoy: idolatría es cualquier valor absoluto que se quiere imponer a los demás. Hoy "idolatría" significa Estado, Constitución, Legalidad, Soberanía, … Todos aquellos "valores" que el Poder utiliza para imponerse a los Pueblos o para ignorarlos. Es lo mismo que denuncia el Evangelio cuando dice: "No es el hombre para la ley sino la ley para el hombre". Pero los "machos" lo hacéis al revés. Para vosotros, el hombre es para la Ley, para el Estado, "todo por la patria", … Pues no: la verdadera y correcta soberanía empieza en cada persona concreta. Es la persona concreta quien debe responder de sus acciones, y por ello necesita y tiene derecho a ser libre y soberana. Cualquier forma de Poder que se impone por sí mismo es pura idolatría. Y no me negarás que eso de absolutizar el Poder, lo hacéis mucho más los hombres que las mujeres.
Juli
Pues, en la actualidad, y en todo esto del Poder, hay una serie de mujeres que tampoco son mancas! …
Magda
Estoy de acuerdo contigo. Y he de confesar que pocas cosas me desagradan tanto como una mujer que quiere "hacer de hombre". Y no quiero decir que la mujer no pueda tener autoridad. Al contrario: ella está especialmente dotada para entender bien la autoridad, porque la autoridad sólo es buena cuando es entendida como servicio. No un servicio a unos "valores absolutos" sino a las personas concretas.
Víctor
A ver si lo he entendido: según tú, cualquiera VALOR ABSOLUTO utilizado para imponerse a los demás es IDOLATRIA. ¿Lo digo bien? Pues, yo pregunto: Dios, o Jesús, ¿son valores absolutos?
Magda
Víctor: parece que me quieras hacer un examen … Pero no te responderé yo, porque lo hace la propia Biblia en la que dices creer. Según la Biblia, ¿podemos hacernos imágenes de Dios? –¡No! Y si lo hacemos, somos idólatras. ¿Podemos utilizar el nombre de Dios? –¡No! Y si lo hacemos, somos idólatras. Porque una cosa es "Dios" y otra muy diferente es la "imagen de Dios" que nosotros nos hacemos. Por eso "Dios" no puede ser nunca utilizado como "valor absoluto". Son los primeros PRECEPTOS que Dios impone a los creyentes: "No tengáis dioses (fuera de mí)"; y, de mí: "no os hagáis ninguna imagen, ni utilicéis mi nombre".
Bet
¿Así pues, según la Biblia, que es la FE? ¿Qué es en lo que ha creído aquí, María?
Víctor
Mujer: ¡eso está muy claro! María cree que puede ser madre de un hombre que será también hijo de Dios. Según esto, yo diría que la fe, además de creer en Dios, debe significar también creer en el Hombre
Debo decir que, si es así, las cosas me empiezan a encajar un poco más… Aunque también voy viendo que la fe es algo mucho más sencillo y mucho más exigente de lo que pensaba …


Por el Padre Pere Torras
Rector de la Parroquia de Sant Joan de Vilartagues
Sant Feliu de Guíxols (Girona)