Traductor

miércoles, 5 de agosto de 2015

Domingo XIX de Ordinario . Ciclo B. Palabras y Palabrejas: “Bajado del cielo".

DOMINGO XIX DE ORDINARIO. CICLO B.


Palabras y palabrejas

"Bajado del cielo".
51. "Bajado del cielo". (¿No conocemos a su padre y a su madre? ¿Cómo dice ahora que ha bajado del cielo?)
En referencia a Jesús, los Evangelios contienen dos afirmaciones que parecen contradictorias. Por un lado se afirma que Jesús tiene unos padres bien conocidos por sus conciudadanos; por otro lado, sobre todo en el Evangelio de Juan, Jesús mismo afirma que "ha bajado del cielo". «¿No es éste Jesús, el hijo de José? ¿No conocemos a su padre y a su madre? ¿Cómo dice ahora que ha bajado del cielo?» (Juan 06:42. También: Mateo 13:55).
Los mismos Evangelios quieren que nos fijamos en esta contradicción, y por ello la explicitan por boca de los conciudadanos de Jesús.
A menudo imaginamos que hay como dos ámbitos muy diferenciados: el ámbito de Dios (o los dioses) allá arriba, y el ámbito de los humanos, aquí abajo. Entre los dos ámbitos habría unas personas que harían de intermediarias porque, de alguna manera, habrían sido escogidas por Dios como representantes suyos. En estos casos sería necesario que quien se presentara como representante de Dios lo pueda demostrar de alguna manera.
A los conciudadanos de Jesús les cuesta ver y aceptar que Jesús haya "bajado del cielo" (o que sea representante de Dios, o profeta o mesías). Las "pruebas" que les da Jesús no les convencen. Pero, además, Jesús, en lugar de mostrar "pruebas convincentes", hace todo lo contrario. ¿Cómo puede venir de Dios, si él mismo dice que las autoridades le juzgarán, le condenarán y le matarán (Mateo 16:21. Lucas 18:31)? ¿Cómo puede ser el Mesías, si se ha fugado cuando querían proclamarle rey? ¿Cómo puede pretender ser el Nuevo Moisés, si se ha echado atrás cuando ya había conducido a la multitud hasta la otra orilla? (Juan 6: 1). ¿Cómo puede haber bajado del cielo, si él mismo insiste en que es el hijo del hombre?
Con estas contradicciones los Evangelios quieren incitarnos a dar un paso más allá.
Es cierto: Jesús es cien por cien humano. Como cada uno de los humanos es hijo de un padre y de una madre, hermano de sus hermanos y conciudadano de sus paisanos. Cien por cien hijo del hombre o hijo de la Humanidad, como cada uno de los humanos.
Y precisamente por esto ha bajado del cielo; porque el Hombre (que él encarna perfectamente) "ha bajado del cielo". Es decir: es obra de Dios.
Y no sólo es obra de Dios como el resto de la creación, sino que, además, está invitado a convertirse en hijo de Dios. El Hombre no es hijo de Dios por generación sino por adopción libremente aceptada. El Hombre, por generación es hijo de la Tierra (como muy bien han deducido hace tiempo los científicos). Pero, además, está invitado a convertirse en hijo de Dios en la medida en que acepte vivir a la manera de Dios: vivir entregando vida.
Jesús lo ha hecho, y lo ha hecho en plenitud (Juan 1: 12.14). Y por eso se ha convertido en el Primogénito de la Humanidad adulta (Lucas 2: 7. Colonenses 1:18. Apocalipsis 1: 5).
La expresión "pan bajado del cielo" con la que los Israelitas designaban el maná que cada mañana bajaba del cielo con el rocío (Éxodo 16: 14ss), Jesús la reinterpreta. Es Dios quien da el verdadero pan del cielo. Lo hace en el hombre–Jesús. Él ha recibido la plenitud de la Vida. De esta plenitud todos vamos recibiendo vida y más vida hasta la Plenitud total. (> Prólogo del Evangelio de Juan. Ver la adaptación que hice de ella para ayudar a su comprensión).
El Hombre "ha bajado del cielo"; es decir: es obra de Dios. Y eso lo descubrimos en el hombre–Jesús, porque él ha vivido en plenitud su humanidad. "Bajado del cielo", nos es un testimonio de la Vida de Dios, la cual vive entregándose como alimento. Yo soy el pan vivo, bajado del cielo.
El Hombre "baja del cielo" no sólo como “creatura" de Dios sino también, y sobre todo, porque, aceptando ser hijo, recibe del Padre vida eterna.
Por el Padre Pere Torras
Rector de la Parroquia de Sant Joan de Vilartagues
Sant Feliu de Guíxols (Girona)